martes, 11 de marzo de 2014

EL SECRETO

EN LA SENCILLEZ Y LA HUMILDAD ESTA EL SECRETO.
DIOS NECESITA MIRADAS HUMANAS,
EN CADA UNO DE NOSOTROS...
ASI PODREMOS INVITAR A OTROS
A ABRIR EL CORAZON
AL AMOR DE DIOS.
DEJEMOS NUESTROS CORAZONES EN LAS MANOS
DE DIOS...
ASI; EL, TRANSFORMARA NUESTRO MODO
DE MIRAR AL PROJIMO.

2 comentarios:

Felicitas dijo...

Es un secreto muy bueno, Angelina. Siempre la sencillez y la humildad que roban el corazón de nuestro Dios, porque Él es el gran sencillo y sublime.
Un abrazo.

Angelina de Maria dijo...

BENDICIONES AMIGA...
VISTE QUE GRANDIOSO SECRETO NOS PROPONE EL SEÑOR.